Consejos·Iluminación

Menoswatios presenta a Douro, el marino

Hoy tenemos el gusto de presentaros a un nuevo miembro de la familia: Douro, el marino. Avezado navegante, con miles de historias a su espalda, capaz de vender a su madre por una botella de buen ron y un mar tranquilo por el que navegar, os contará curiosidades, historias y consejos acerca del arte de la navegación. Y para empezar, que sea él mismo quien se presente.


menoswatios.comMi nombre es Douro. Alfredo Douro. 57 años bien llevados. Sin falsa modestia, que a mis años ya no me hace falta. ¿Que cómo soy? No es que se me dé bien describirme, pero allá voy: ya entrado en canas, facciones curtidas por el salitre y el sol y seco como un sarmiento. Sin apenas nuevas muescas en mi viejo cinturón, cuero argentino, adquirido en Puerto Madryn hace más de treinta años, gastado por el uso pero extremadamente resistente. Y con gafas de sol. Siempre, que su luz es muy traicionera y te puede jugar malas pasadas en cualquier momento.

Me invitan los amigos de menoswatios, el portal de luces LED, a acompañaros desde esta bitácora. Que os explique cosas, os dé consejos desde mi experiencia u os cuente mis aventuras, que son muchas. Sólo diré que navegar, lo que se dice navegar, he navegado mucho. Desde los quince años, para ser exactos. Medio mundo por montera en mercantes, veleros, chalupas. Mares litorales, costeros o cerrados. Picados con olas de tamaño descomunal, aguas tranquilas para fondear, baños a la puesta del sol… Os contaré cientos de historias y anécdotas, ahora que las puedo relatar. Tantas como recuerde. Desde mi tranquilidad, cuando ahora sólo navego por capricho, sin más compañía que el Mediterráneo, ancho y luminoso, en mi velero Dauratus.

menoswatios.com

Pero también os enseñaré trucos, y especialmente cómo aprovechar mejor las luces de vuestras embarcaciones, que es lo que me piden mis nuevos amigos de menoswatios. Y no es que añore el titileo de las viejas lámparas incandescentes, las sombras que proyectaba a un lado y otro, meciéndose al compás de las olas. Que el LED tiene cosas más que interesantes. Muchas más de las que parecen. Ahorro, comodidad y una mejora en la iluminación que incluso se te dejan con la boca abierta. ¡Hay que ver cómo brillan la nueva luz de cubierta o la de fondeo, mis últimas adquisiciones de la mano de menoswatios! ¡Y otras muchas más que aún quedan por sustituir!

En definitiva, para lo que queráis, vuestro amigo Douro. Alfredo Douro.

Sed todos bienvenidos a este cuaderno de bitácora.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s